Personas olvidadas por el sistema ocupan un inmueble en la ciudad de los sanfermines

En la Iruñea —Pamplona— sanferminera no todo lo que reluce es bonanza y diversión. Se estima que en sus calles y alrededores deambulan unas 60 personas “sin techo”.

Es por eso que un grupo de estas personas decidió ocupar un inmueble en la citada ciudad, con intención de crear un espacio seguro de convivencia. La casa, cuyo propietario ya ha interpuesto una denuncia, está situada en la calle Leoncio Urabayen 6, en Beloso Alto, y la han bautizado con el nombre de Hogar Invisible”.

A través de un comunicado, los ocupas explican que en Iruñea hay más de 6.000 casas vacías, mientras no pocas personas sobreviven en la calle en situación completamente adversa. Así mismo, denuncian cómo la sociedad hace caso omiso a esta problemática y mira hacia otro lado.

Es por eso que, ante esta situación, han “decidido buscar soluciones a esta grieta en el sistema ocupando desde hace más de un mes este espacio vacío, en ruinas, en degradación constante para darle vida, reconstruirlo y cuidarlo convirtiéndolo en una espacio seguro de convivencia en el que todos tenemos voz”, dicen en el comunicado.

Y añaden que “somos un grupo de personas en situación de calle, disidentes del sistema… Personas luchadoras que nos hemos unido por la necesidad básica de un techo y un espacio seguro, lo que ha llevado a crear un proyecto político comunal basado en valores como la cooperación, horizontalidad y ayuda mutua. En definitiva, construir una sociedad que rompa con los ideales capitalistas basados en la propiedad privada, el individualismo y la desigualdad social”.

Por otra parte, ayer fue aprobada por Geroa Bai, grupo que lidera el Gobierno de Nafarroa, una declaración institucional en rechazo de otra ocupación. En este caso concreto se trata del Palacio del Marqués de Rozalejo, sito en la plaza Nabarrería de la misma ciudad.

En el texto aprobado argumentan que la ocupación es ilegal, y salió adelante con el apoyo de UPN, PSN y PP. EH Bidu, Podemos e I-E votarón en contra. En el Ayuntamiento de la capital Navarra el resultado fue similar.

Se da la circunstancia de que el edificio ocupado es propiedad del Gobierno de Nafarroa, el del “cambio”. De modo que, si quieren desalojarlo, tendrán que ser ellos mismos los que deban presentar una denuncia para que el juez actúe.

No cabe duda que, desde que la derecha rancia de UPN no gobierna, en Nafarroa han cambiado algunas cosas, pero en lo esencial todo sigue y seguirá igual.

Al fin y al cabo, Geroa bai es el PNV de ese territorio —un partido de derechas—. En cuanto a las otras fuerzas del “cambio” se refiere, hace bastante tiempo que se sumaron al reformismo, ese que únicamente reparte limosna entre los damnificados del sistema capitalista que antes combatían y que ahora, engullidos, participan del mismo y ya no tratan de derribar.

 

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

Comentar

A %d blogueros les gusta esto: