ONU: Guterres se reunió con Erdogan y hablaron de la «invasión turca» a Siria

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, pide al presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, que no aumente las diferencias sectarias en Siria, y también le recordó que están invadiendo Siria en forma ilegal, más allá de los fundamentos esgrimidos.

El secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Antonio Guterres, ha mantenido este sábado una reunión con el mandatario turco, donde ha abordado la crisis que vive Siria desde hace más de un lustro, y ha pedido a Erdogan prudencia en la operación que realiza actualmente el Ejército turco en el norte de ese país árabe.

Guterres también ha agradecido a Erdogan su contribución en las conversaciones de Astaná, capital kajaza, que, de hecho, han reactivado las conversaciones para la paz en Siria. Advierte, no obstante, que “(esas conversaciones) no tendrán éxito sin una solución política que respalde el pueblo de este país”.

El jefe de la ONU llegó el viernes a Estambul, ciudad sita en el noroeste de Turquía, desde donde comenzó una gira oficial de trabajo que lo llevará después a Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos (EAU), Omán, Catar y Egipto.

Con la excusa de luchar contra el terrorismo, Ankara invadió el territorio sirio en agosto del año pasado, pero su verdadera intención es evitar que los milicianos kurdos ganen más terreno a lo largo de la frontera, conectando los tres cantones kurdos autónomos de facto en el norte de Siria y cerca de la frontera con Turquía.

A este respecto, las autoridades turcas planean hacerse con el control de 5000 kilómetros cuadrados en el norte de Siria. Actualmente, Ankara y sus fuerzas subordinadas se han señoreado sobre unos 2000 kilómetros cuadrados del norte de Siria.

El Gobierno de Siria no acepta la “intervención” turca en sus asuntos internos y exige la retirada inmediata de las tropas turcas de su suelo y por ende el fin de la violación de su soberanía nacional.

REBELDES SIRIOS Y TROPAS TURCAS ENTRAN EN AL BAB

Los rebeldes sirios, apoyados por tropas turcas, han entrado en Al Bab, último bastión del grupo Estado Islámico en la provincia de Alepo.
Han penetrado en la parte oeste de la ciudad, donde ya controlan el 10%. En estos momentos, siguen inmersos en intensos combates con los yihadistas.

Los insurgentes sirios, respaldados por aviones y carros de combate turcos, lanzaron en agosto la operación Escudo del Éufrates contra el Dáesh y las milicias kurdas en Alepo. Llegaron a las puertas de Al Bab hace tres meses y esta semana han intensificado su ofensiva contra los yihadistas.

En la periferia de Al Bab se encuentra el Ejército sirio, en la parte sur, apoyado por la milicia chií libanesa Hizbulá y tropas rusas. Este sábado han tomado el control de la localidad de Tadif, al sur de Al Bad, y han matado a “650 terroristas”, según el ministerio de Defensa ruso. El lunes, ya habían logrado cortar la última ruta de abastecimiento que conectaba a los yihadistas con otros bastiones en el este de Irak. Desde entonces, el grupo Estado Islámico está sitiado.

Fuente: Insurgente, Al Manar, Hispan TV, Euronews

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

Comentar

A %d blogueros les gusta esto: