Mari Mar Blanco, Presidenta de la Fundación Víctimas del Terrorismo y diputada del PP, exige que no se hable de «presos políticos» en España

La presidenta de la Fundación de Víctimas del Terrorismo (FVT), Mari Mar Blanco, a la sazón también diputada del PP ha exigido  en el Congreso de los Diputados que «quien ha ejecutado, torturado, secuestrado o extorsionado» no sea «jamás» considerado preso político.

«Es lisa y llanamente un terrorista y como tal ha de ser tratado por nuestro sistema penal y penitenciario. Les pido que no se permitan ningún mensaje de debilidad frente a los terroristas».

«El final de ETA debe ser una disolución sin concesión alguna por el Estado, que debe aplicar estrictamente la ley y exigir su colaboración para esclarecer los asesinatos no resueltos y con absoluto respeto al relato verdadero de lo que han sido 50 años de terror»
De este modo, ha asegurado que las víctimas no van a «cesar en la obligación de preservar la única narración posible de los hechos, la que se basa en la verdad, la memoria, la dignidad y la justicia, sin cabida para justificaciones públicas que disculpen la violencia cometida ni que exonere social, política e históricamente a los que han recurrido al terrorismo vulnerando el derecho fundamental por excelencia como es el derecho a la vida».

Al acto asistieron portavoces de los grupos parlamentarios.

La pregunta es si estos argumentos valen también para Venezuela, donde el PP/PSOE/Ciudadanos defienden sin ambages a los terroristas.

 

 

 

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email