ESCÒCIA. FRANCAmente, qué problemón para… España (Los otros exits del Brexit)

El Estado español no gana para disgustos. Los problemas que tiene, lejos de desaparecer se agrandan. Y de qué manera, además.

A los actuales inquilinos de La Moncloa, y también a los que están locos por mudarse a ella (entiéndase: toda esa banda de llamados constitucionalistas o, hablando más claro, defensores del régimen de 1939 maquillado en 1978), no les habrá hecho ninguna gracia los resultados de las elecciones del Reino Unido, celebradas en el día de ayer. Y es que los independentistas escoceses han obtenido una contundente victoria.

Está ha llegado, además, con la petición de un nuevo referéndum de autodeterminación. Una palabrita que a los gobernantes españoles les produce urticaria, fiebre, falta de apetito, diarrea y qué sabemos nosotr@s cuantas cosas más. Y es que ahí están las naciones presas, en esa enorme y siniestra cárcel que es el Estado español, pidiendo a gritos su libertad.

Celebradas las elecciones en el Reino Unido, el Partido Nacional Escocés (SNP) ha conseguido una victoria realmente contundente. Y es que de ha conseguido 48 de los 59 escaños en juego, un aumento de 13 diputados que refuerzan su petición para un segundo referéndum de independencia.

«Boris Johnson tiene un mandato para sacar a Inglaterra de la Unión Europea pero tiene que aceptar que yo tengo uno para dar a Escocia una elección alternativa para su futuro», ha asegurado la primera ministra escocesa y líder del SNP, Nicola Sturgeon. «Escocia ha enviado un mensaje muy claro: no queremos un gobierno de Boris Johnson y no queremos marcharnos de la UE», ha añadido Sturgeon.

Con el recuento finalizado, el SNP ha obtenido un 45% de los votos, una cifra similar a la del sí del referéndum del 2014. Según ha indicado la líder del SNP, sus votantes muestran un «claro apoyo a que Escocia debería decidir su futuro». La líder del SNP reconoce que no todo el mundo que ha votado por el SNP respaldaría necesariamente la independencia, pero el haber elegido a su partido hace que la demanda de un segundo plebiscito reciba «un renovado, nuevo y reforzado mandato».

Sturgeon se ha comprometido a enviar al 10 de Downing Street una carta para exigir un nuevo referéndum antes de Navidad.

Como decíamos, noticias que al Gobierno español no le habrá sentado nada, pero que nada bien.

 

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email