Es lo mismo: Candidata por el PP en las generales, en las municipales va por Vox

Silvia García Baglietto, candidata número 5 del PP al Congreso por Gipuzkoa, figura al mismo tiempo en la lista que Vox ha presentado para las elecciones municipales en la localidad guipuzcoana de Irún.

El Boletín Oficial de Gipuzkoa publicó el pasado miércoles las candidaturas de las elecciones municipales y forales del próximo 26 de mayo y en la lista de Vox de Irún figura, como tercera suplente, Silvia García Baglietto, quien, a su vez, concurre este domingo en las generales en el número 5 de la papeleta del PP, que lidera Iñigo Arcauz.

García Baglietto se presenta como independiente, y según fuentes del PP de Gipuzkoa, fue fichada por Arcauz por su perfil de empresaria vascoparlante y representante de la comarca de Urola Kosta -reside en Zarautz-, aunque desconocía sus simpatías por la formación que lidera Santiago Abascal.

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

4 comentarios

  1. REALMENTE ESTA SEÑORA SI SE HA MOVIDO DE SITIO, QUE ES MAS QUE DUDOSO, SIGUE EN LA MISMA LOSETA.
    HAY QUE REPRODUCIR LAS IMAGENES DE SU MOVIMIENTO A CAMARA LENTA PARA PODER APRECIAR QUE SE HA MOVIDO PORQUE APARENTEMENTE SIGUE EN EL MISMO SITIO, EN LA MISMA LOSETA, PORQUE PASAR DE PP O CIUDADANOS A VOX ES PERMANECER EN EL MISMO SITIO.
    Y YA SI INCLUIMOS AL PSOE EL MOVIMIENTO SERÍA DESPLAZARSE A LA LOSETA DE AL LADO MAS PROXIMO

  2. Casi casi casi nos engañan. Lo mejor de todo es que periodistas vete tu a saber al servicio de quien sigan empeñados en llamar a ppros y c’s liberales de centro-derecha cuando son mas fachas que la momia galega. Lo que crea mis dudas. ¿Nos toman por tontos, son ellos tontos o somos nosotros tontos de creernos sus mentiras?

  3. Ésta sí que sabe lo que es la DERECHONA DE SIEMPRE. La derecha es la derecha. Y sabe unirse. No como la intragable sopa de letras que componen las presuntas izquierdas: sectarias a más no poder. Cada quien cree que su «partido secta» es el único camino hacia no se sabe dónde y… mientras… el pueblo trabajador perdiendo facultades por envejecimiento crónico al carecer de una mínima organización que le pueda dar alguna que otra esperanza, alegría o victoria. Así nos va: de derrota en derrota hasta el fracaso final…

  4. Sopalajo de Arrierez

    Una reflexión acerca del cabeza de VOX (ya tiene gracia que sigamos sin saber qué porras significa VOX, si son siglas o un acrónimo o el comienzo de una frase… y que no nos importe, en realidad 😀 ) Santiago Abascal:

    La revista El Jueves, por la impresión que me han dejado algunas de sus viñetas, parece estar señalando de manera muy velada la homosexualidad de este personaje.

    Ello, en sí mismo, no tendría, claro, nada de malo. Pero es interesante tenerlo en cuenta porque pudiera ser el botón de desactivación del monstruo.

    Me explico: Casado y el IbexRivera ese traslucen el aire de la persona que cumple las condiciones básicas para trepar en la empresa moderna, que son plegamiento a los mandatos de los de arriba. De su imagen, expresión facial, sonrisa rotulada y hasta morfología física de la persona en general yo deduzco (esto es sólo intuición del trato interpersonal) apocamiento y el gesto taimado del cobarde. O sea, que estos dos no se rebelarán contra sus amos y señores, que son los bestialmente ricos. Estos dos saben cuál es su sitio, seguramente por mucho que suban.

    Por contra, en Abascal el Sistema ha buscado hacer crecer a ese otro tipo de personaje que puede causar el seguidismo de los que piden una «solución rápida», de los indignados del «se van a enterar», los del «tenía que venir un militar con dos co****s».
    Y esos personajes tienen otra mentalidad más exaltada y grotesca. Esos líderes-títeres pudieran desobedecer las cuerdas que los mueven, o incluso querer cortarlas.
    Para estos exaltables el Sistema prepara algún método para desactivarlos, para destruírlos si se desmandan y dejan de cumplir órdenes.
    El de Santiago Abascal pudiera ser su homosexualidad. Con algún tipo de pruebas fiables, claro; videográficas, quizá. Es un sistema infalible, porque el perfil del votante/ciudadano dado a las exaltaciones parece ser que es, sabe Dios por qué razón, de varón con auténtico rechazo a la homosexualidad.

    En otras palabras: que si Abascalito molesta, igual que lo hicieron crecer a base de inyectarle dineros y propaganda, lo destruyen sacando a la luz las pruebas de su no heterosexualidad.
    Ya ocurrió con Henrique Capriles en Venezuela: cabrá debatir si quedó destruído o no cuando salieron a la luz las pruebas de su homosexualidad, pero está claro que dejó de ser jefe de la oposición al chavismo.

Comentar

A %d blogueros les gusta esto: