El asesinato de los Ceauscescu y la venta de Rumanía

Nicolae Ceauscescu y su esposa Elena fueron asesinados el 25 de diciembre de 1989, tras ser sometidos a una farsa de juicio, al final del cual el matrimonio fue tiroteado por la espalda

«¡Viva la Rumania socialista, libre e independiente! ¡Muerte a los traidores! ¡La historia me vengará!», gritó Ceaucescu antes de comenzar a cantar el himno de la Internacional Socialista”. Así relató el asesino, ex militar, Dorin Marian Carlan a la agencia española EFE, cómo vivió los minutos previos a la ejecución del gobernante rumano y su esposa.

Previamente, al estilo de las “Revoluciones de Colores”, patrocinadas por el NED, el AYM, CANVAS, CNCD, Freedom House, IRI, KMARA, NDI, OSI, USAID, etc. (Porque son muchos los organismos para la desestabilización, golpes de estado y asesinatos que financia EE.UU., no solo la CIA), Rumanía padeció una oleada de protestas y «manifestaciones pacíficas» del mismo corte de las mencionadas “Revoluciones”. El desenlace ya lo conocemos. Los asesinos de Ceaucescu –peones de EE.UU.- se situaron en el poder. Tras la muerte de Ceaucescu hubo 900 muertes en las calles. La campaña puesta en marcha contra el gobierno legítimo de Rumania no tiene parangón. Basta buscar por Google, Wikipedia/Soros, FB…o escuchar a TVE.

Rumanía gozaba de un buen nivel de vida, era un país famoso por sus balnearios, sus minas, sus monasterios, sus famosas cremas, etc. Había pleno empleo, la luz y el agua eran prácticamente gratis, el derecho a la vivienda era real y todo el mundo tenía vivienda propia, así como el derecho a la educación y a la salud.

La estampida de rumanos hacia la emigración fue debida a la llegada del capitalismo, que todo lo privatizó: minas, bosques, balnearios, medicina, vivienda, enseñanza… Los rumanos huyeron de un maravilloso país que les fue arrebatado con la llegada de la democracia. Una democracia que, por cierto, paga a sus excluidos sociales para que emigren a otros lugares.

RUMANÍA ENTRÓ EN LA OTAN Y EN LA UE

Hemos hablado del tema con muchos rumanos. La última vez con un empresario hostelero situado en la costa granadina. “Con Ceaucescu lo perdimos todo”. “Cerraron docenas de fábricas, vendieron las minas, suprimieron el derecho a la vivienda (del que disfrutábamos todos los rumanos) …Si quieres un médico tienes que pagarlo. Y pensar que el sistema sanitario era nuestro mascarón de proa… Hasta vacaciones teníamos, con gastos pagados, en balnearios y buenos hoteles”.

Se nos ocurrió hablar del hermoso edificio del Parlamento, en Bucarest, y dijo “¡NO!, el Parlamento no. Son unos ladrones…” Aclaramos que nos referimos al edificio, y pide disculpas, pero vuelve: Desde que llegó la democracia nos lo robaron todo».

La masa forestal de Rumania, sobre todo en la cordillera de los Cárpatos, considerada «el pulmón» de la región (el 38 % del territorio rumano era bosque) se ha reducido drásticamente desde 1989 y está amenazada de desaparecer debido a la tala ilícita de árboles.

Hace tiempo que nos lo contaron, indignados: Austria tala nuestros bosques -la empresa austriaca HOLZINDUSTRIE SCHWIGHOFER- y nos vende los muebles. Pero no permite que en su territorio toquen un árbol.

Todos los rumanos con los que hemos hablado, absolutamente todos, han contado que ellos vivían muy bien con Ceaucescu y que la mayor tragedia de Rumanía fue su asesinato (junto con su esposa) y la llegada de la “democracia”.

Que Televisión Española y su RNE no nos cuenten más mentiras

 

(Purificación González de la Blanca / Canarias Semanal)

 

Noticias relacionadas:

 

RUMANIA. Los jóvenes rumanos simpatizan cada vez en mayor número con el comunismo

 

Ceusescu, figura histórica más valorada por los rumanos

 

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email