EE.UU. Un terrorista en potencia menos sobre la tierra: murió George H.W. Bush

Se supone que alguien le estará llorando pero, dado que este señor trabajó para la exigua minoría que domina el mundo, está claro que la inmensa mayoría de la gente que puebla este planeta habrá recibido la noticia con indiferencia e incluso, inevitablemente, con cierto regocijo. Y es que estamos refiriéndonos a una persona que sin duda fue un terrorista en potencia.

Su condición de jefe del imperialismo mundial (uno de los más inhumanos, que ya es decir) le llevó durante años a provocar ingente sufrimiento a prácticamente toda la población del globo; por supuesto que a unos más que a otros. Ni que decir tiene ejerciendo su cargo de director de la CIA. El siniestro individuo ya dejó de existir.

Efectivamente, el ex presidente de Estados Unidos George H. W. Bush murió en la ciudad de Houston, Texas, a los 94 años, informó su oficina en un comunicado que difunden hoy los medios norteamericanos de prensa.

George Herbert Walker Bush, aviador naval de la Segunda Guerra Mundial, pionero del petróleo en Texas y presidente 41 de Estados Unidos, murió el 30 de noviembre de 2018, indicó una declaración de su vocero Jim McGrath.

El portavoz precisó en Twitter que el ex mandatario falleció a las 22:10, hora local (23:10 de esta capital), e indicó que los arreglos funerarios serán anunciados ‘tan pronto como sea práctico’.

Bush, del Partido Republicano, se convirtió en presidente de este país el 20 de enero de 1989, tras servir como vicepresidente durante los ocho años de la administración de Ronald Reagan (1981-1989).

Nacido el 12 de junio de 1924 en Milton, Massachusetts, el antiguo jefe de la Casa Blanca también fue director de la Agencia Central de Inteligencia (1976-1977), embajador ante la ONU (1971-1973) y miembro de la Cámara de Representantes (1967-1971).

Poco después del inicio de su mandato más de 20 mil soldados estadounidenses invadieron Panamá por tierra y mar en la llamada Operación Causa Justa, cuyo propósito alegado fue capturar al ex general Manuel Antonio Noriega.

Ese hecho, ocurrido el 20 de diciembre de 1989, provocó la muerte de 500 a cinco mil panameños en bombardeos y operaciones que aún son investigados como parte de una comisión creada en el país centroamericano.

Otro acontecimiento que marcó la administración de Bush fue la coalición militar internacional que organizó en 1990 para enfrentar a las fuerzas iraquíes de Saddam Hussein después de que invadieran Kuwait, en un conflicto que aumentó la presencia de Estados Unidos en el Medio Oriente.

Como momento importante de su política exterior también estuvo el pacto de no agresión firmado en París en 1990 con el entonces máximo líder soviético, Mijail Gorbachov.

‘A lo largo de este período, Bush mostró mucha menos iniciativa en asuntos internos, aunque inicialmente trabajó con el Congreso en esfuerzos por reducir los grandes déficits presupuestarios del Gobierno federal’, recuerda un artículo de la Enciclopedia Británica.

De acuerdo con ese texto, como conservador moderado el presidente 41 no hizo ninguna desviación drástica de las políticas de Reagan, excepto en impuestos.

En un movimiento que le valió la enemistad de partidarios y la desconfianza de muchos votantes que lo apoyaron en 1988, renegó de su promesa y realizó incrementos fiscales con el objetivo de hacer frente al creciente déficit presupuestario.

Durante los comicios de 1992 fue derrotado por el demócrata Bill Clinton (1993-2001), quien cumplió dos mandatos en la Casa Blanca antes de ser sucedido precisamente por el hijo del exgobernante recién fallecido, George W. Bush (2001-2009).

 

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*