CUBA y su Salud Pública: equilibrando los esfuerzos del Estado con la satisfacción del pueblo

Este 2018 ha sido un año superior en los indicadores de Salud y cobertura de los servicios a la población. Aunque aún tenemos muchas insatisfacciones, podemos decir que, de manera general, hay un balance positivo, aseguró este lunes en la Mesa Redonda el ministro de Salud Pública, doctor José Ángel Portal Miranda.

«Cuba tiene un potencial altamente preparado para garantizar cobertura, calidad y satisfacción, algo con lo que apenas sueñan muchas naciones del mundo», dijo Portal Miranda durante la emisión a la que asistió Roberto Morales Ojeda, miembro del Buró Político del Partido y vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros.

Durante el 2018 continuamos impulsando los Lineamientos del Partido y la Revolución, explicó el titular, y las políticas aprobadas para el sistema de Salud, como son la producción nacional de medicamentos, el desarrollo de la medicina natural y tradicional y el programa del envejecimiento poblacional, entre otras prioridades.

AVANCES IMPRESCINDIBLES

En el 2017 Cuba tuvo la más baja mortalidad infantil de la historia: 4,0 por cada mil nacidos vivos. «Este año, la Isla debe concluir de manera similar, pues actualmente estamos en 3,9 por cada mil nacidos vivos, por tanto, alcanzaremos, una vez más, un excelente indicador para el cierre del 2018», informó Portal Miranda.

Sobre la mortalidad en el país, el cáncer continúa siendo la segunda causa de muerte, explicó el Ministro. Por eso, otro de los programas en el que se han enfocado los esfuerzos en los últimos años ha sido en la detección, tratamiento y curación de esta enfermedad.

«Hoy hemos alcanzado, gracias a la introducción de tecnología muy novedosa y la preparación de nuestros recursos humanos, una mayor precisión y diagnósticos más oportunos, para lograr que los pacientes se curen y supervivan al cáncer. Este programa ha tenido en los últimos años el máximo de atención», señaló.

Por otro lado, este año se incrementaron las consultas médicas. «Crecimos de 94 millones a 99 millones de consultas –informó–. De ellas 89,2 millones fueron dadas en la atención primaria. Esto significó una disminución de los pacientes asistidos en los cuerpos de guardia de los policlínicos y hospitales».

Necesitamos que la población siga creyendo en estos servicios de atención primaria. «Allí logramos resolver más del 60 % de los problemas», resaltó.

No obstante, en los hospitales de la Isla «llevamos seis años realizando más de un millón de cirugías –aseguró–. De ellas, más del 16 % a través de la técnica de mínimo acceso. Alcanzar estas cifras solo ha sido posible gracias a la dinámica al interior de cada centro».

Otro de los programas en el que se muestran avances considerables es en el de las donaciones de sangre. Durante seis años se ha cumplido el programa de donaciones mensuales, gracias al gesto altruista de nuestra población, de conjunto con los Comités de Defensa de la Revolución, dijo Portal.

«Estas donaciones –añadió–  respaldan las cirugías que se realizan en el país y los hemoderivados que produce nuestra industria».

En la Estomatología también hemos logrado una mayor estabilidad. «Cada vez es menor el tiempo de espera para recibir una prótesis. También son menos las extracciones que se le hacen a la población, y cada vez hay más satisfacción con los servicios que se ofrecen», valoró.

La situación epidemiológica se ha mantenido estable, aseguró Portal. «Cuba en estos momentos no cuenta con zika o chikungunya, y hemos enfrentado solo algunos brotes de dengue. Eso nos permite no tener que gastar recursos en ese sentido y centrar nuestros esfuerzos en el desarrollo de nuestro sistema de Salud».

Por otro lado, Cuba fue el primer país del mundo en eliminar la transmisión materna del VIH y la sífilis congénita, «y hoy esos indicadores se mantienen», apuntó.

LO IMPORTANTE NO SON SOLO LAS CIFRAS, SINO LA CALIDAD

En los últimos cinco años, en el sector de la Salud se han introducido 25 613 equipos médicos, lo que representó para el país una inversión superior a los 230 millones de dólares, señaló Portal.

Asimismo, se ha mantenido como una prioridad la formación de profesionales en las 13 universidades médicas, que cuentan hoy con más de 101 000 estudiantes, dijo.

Este 2018 ha sido el año en que mayor crecimiento hemos tenido en categoría científica, defensas doctorales, maestrías. «Hoy contamos con más de 4 323 investigadores y 1 075 doctores en ciencias –aseguró Portal–. Tenemos 1 500 proyectos de investigación que responden a las principales prioridades del sistema de Salud. Para el próximo 2019, esta arista continuará siendo una prioridad.

Sobre el programa de atención al envejecimiento poblacional, el Ministro de Salud Pública comentó que, durante el actual calendario, «se trabajó en la creación de siete nuevas casas de abuelos y cinco hogares de ancianos. Además, se preparan nuevos especialistas en Geriatría y se aumentará este servicio en los hospitales».

LA PRODUCCIÓN DE MEDICAMENTOS EN CUBA

El cuadro básico de medicamentos del país ascendió a 761 productos, y aumentaron a 153 los productos naturales creados, una cifra histórica en la Isla, significó el presidente de BioCubaFarma, doctor Eduardo Martínez Díaz, al referirse al periodo que concluye.

Esta empresa le facilita al sistema de Salud 1 012 productos, de ellos, 482 son medicamentos, entre los que se incluyen vacunas, y representan el 62 %  del cuadro básico de medicamentos, dijo.

Sobre las dificultades que han tenido lugar en los últimos años en el suministro de algunos renglones, Eduardo Martínez resaltó como principales causas los problemas organizativos y, además, «las situaciones que hemos tenido que enfrentar relacionadas con la falta de materias primas y materiales imprescindibles».

Por otro lado, «la situación económica de Cuba, más el bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos contra la Isla, también ha afectado el desarrollo de la producción nacional de medicamentos y la obtención de materias primas», explicó la doctora Teresita Rodríguez Cabrera, vicepresidenta primera de BioCubaFarma.

La alta demanda de medicamentos, provocada por el acelerado envejecimiento poblacional que ocurre en el país, también incide en la falta de medicamentos. «A pesar de estar cumpliendo al 90 % la producción, no estamos satisfechos con la respuesta que le estamos dando al pueblo», comentó Rodríguez.

Además, cuando la industria nacional no tiene capacidad para producir un medicamento, el país tiene que importarlo, y ese proceso es complejo y costoso, señaló.

Aun así, durante este 2018 se logró disminuir el faltante a un 40 % y se continúa trabajando para minimizar la ausencia de productos, resaltó el Presidente de BioCubaFarma.

Para la doctora Teresita Rodríguez Cabrera, entre las acciones para contrarrestar el déficit de medicamentos, «ha estado la rápida respuesta del Ministerio de Salud Pública en priorizar una lista de ellos, entre los que se encuentran los distribuidos a los programas de atención materno-infantil, al paciente grave, al oncológico y a quienes padecen vih o enfermedades crónicas».

Estamos también priorizando la atención a las farmacias, por ser uno de los temas que genera mayor insatisfacción en la población, aclaró el Ministro de Salud Pública.

La preparación de nuestros farmacéuticos y el control de la distribución de los medicamentos, para lograr su uso racional y que no tomen un camino inadecuado, también son centros de atención.

QUÉ NOS QUEDA POR HACER

Para el venidero 2019 hay que lograr un equilibrio entre los recursos que destina el Estado para garantizar la salud del pueblo y su satisfacción, señaló José Ángel Portal Miranda.

Asimismo, «hay que seguir fortaleciendo el programa de medicina familiar, la atención primaria, pues no es sostenible la atención del pueblo solo con las instituciones hospitalarias, donde deberían centrarse las atenciones más complejas, como las quirúrgicas, por ejemplo», explicó.

Además, Portal instó a lograr que los médicos, enfermeros, tecnólogos y todo el personal de Salud Pública sean cada vez más humanos.

Las transformaciones en el sistema de Salud y el desarrollo del sector en la Isla son indetenibles, aseguró. Tenemos todas las potencialidades, el apoyo del Estado y el respaldo de la nueva Constitución, que se someterá a referendo el próximo año y que afianza la salud como un derecho.

«Es un gran reto, pero lograremos que la salud cubana siga siendo un referente para el mundo», concluyó.

 

(Diario Granma)

 

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*