Carta del alcalde de Errenteria (EH Bildu) a Rivera; en ella alardea de una “convivencia” que realmente no existe

El alcalde de Errenteria, Julen Mendoza (EH Bildu) escribió una carta al líder de ciudadanos, Albert Rivera. Se trata de una respuesta a la provocación que éste último llevó a cabo en el municipio gipuzkoano el pasado 14 de abril, que generó cierta crispación y disturbios a cargo de la Ertzantza.

La carta fue publicada el pasado jueves en el derechista Diario Vasco del grupo Vocento. En ella carga contra Rivera, al que invita a visitar la población con otra actitud y en otro momento que no sea el período electoral para observe la realidad del lugar.

Pero, además, se enorgullece de haber conseguido la reconciliación en el municipio que gobierna. Dice que de ser símbolo de la violencia, Errenteria ha pasado a ser ejemplo de la convivencia y la paz. Lo que no explica el señor Mendoza es que la consiguió (si la reconciliación realmente existe) ninguneando a una parte y ensalzando a la otra; todo eso con el beneplácito de los que hace muy poco tiempo (buena parte de la militancia y dirigencia de EH Bildu) hacían justo lo contrario.

De un tiempo a esta parte, dicha coalición ha ido abandonando, literalmente, los reconocimientos a militantes de ETA caídos para homenajear a víctimas de ésta (Arnaldo Otegi aseguró que Errenteria es el modelo a seguir en materia de convivencia).

Es así como en la localidad gipuzkoana han conseguido la “convivencia” de la que tanto se jactan. En 2013, por ejemplo, el ayuntamiento, ya gobernado por EH Bildu, retiró una placa existente en el municipio en homenaje a Egoitz Gurrutxaga Gogortza, vecino de la localidad y militante de ETA fallecido al explotarle accidentalmente una bomba que manipulaba junto a su compañero de militancia Hodei Galarraga Irastortza, también fallecido.

En contrapartida, en septiembre del pasado año, el consistorio con el alcalde a la cabeza y la asistencia de otros miembros de EH Bildu, fue homenajeado un policía que perdió la vida en un atentado de ETA en 1982.

Cuando una parte puede homenajear a los suyos (además con apoyo institucional) y la otra es perseguida por la justicia si osa hacer lo mismo con su gente, ¿puede alardear el alcalde de Errenteria y la dirigencia de EH Bildu de convivencia y de paz? Sencillamente, sostener ésto es caer bajo, muy bajo.

 

Esta es la carta de Julen Mendoza para Albert Rivera:

(En a imagen, de izquierda a derecha: Julen Mendoza, Maddalen Iriarte y Arnaldo Otegi)

 

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

2 comentarios

  1. LIBERTAD, VERDAD, DEMOCRACIA.

    Alguien de esos que rebuznan que «EL TERRORISMO Y GENOCIDIO DE ESTADO QUE ES EL FRANQUISMO Y QUE SIGUE ESTANDO IMPUNE Y CON GRAN PARTE DE SU MEGACRIMINAL HERENCIA EN VIGOR FUE UN ‘PERIODO DE GRAN PLACIDEZ’ » ya debe esta también con los rebuznos del tipo de «LA FISCALÍA HITLERIANA ‘TE LO AFINA’ «.

    Debe ser su concepto de la «democracia», etc., etc., etc.

    Claro, claro, la «democracia» del caciquismo, del exterminio de la denuncia pública, de la brutal criminal criminalización de las libertades y derechos civiles y/o políticos, etc., etc., etc.

    Vamos, lo típico de los «demócratas», como siempre se les ha visto.

  2. Joseba K Lizarazu Rodrigues

    Ke asco dais

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*