ÁNGELES MAESTRO. Acerca de los militares progresistas, Podemos y Julio Anguita

 

Las palabras utilizadas por Julio Anguita para presentar a Julio Rodríguez , ex General y ex Jefe de Estado Mayor de la Defensa (JEMAD) – ahora Secretario General de Podemos en Madrid – en las que alabó su “brillante hoja de servicios” y le defendió como “militar progresista”, recordando que Hugo Chávez también era militar y comparándole con los militares republicanos, no deben quedar sin respuesta.

La aparición de Julio Anguita, respaldando al General tiene que ver directamente con los fracasos con que se han saldado los intentos de Podemos de colocarle en las instituciones, paso previo para nombrarle Ministro de Defensa  en un hipotético gobierno de Pablo Iglesias. Ni salió elegido  diputado por Zaragoza en 2015, ni tampoco por Almería en 2016, circunscripción considerada “segura” por esta organización.

En la Almería anti-otanista, la que vivió la bomba de Palomares – con baño de Fraga Iribarne  incluido – la candidatura del ex-General, desencadenó en su contra una importante movilización, incluso en IU.  Su coordinadora, Rosalía Martín, dijo públicamente, digna y rotunda: «Como si Podemos quiere situar al mono Amedio en la lista por Almería, pero un hombre de la guerra y la OTAN va directamente contra la filosofía de Izquierda Unida y es una auténtica provocación«[1]. Ante el alcance y la repercusión pública de las críticas – que acabarían por impedir su elección –  el ex Coordinador General de IU intentó legitimar al JEMAD – desautorizando a la responsable de IU – ante una izquierda que le llamaba “carnicerito de Libia”[2] declarando que las palabras de Rosalía no eran de “buen gusto” y poco correctas políticamente[3].

El ex Coordinador General de IU utilizó entonces y ha seguido usando ahora para legitimar a Julio Rodriguez la trampa de compararle con los militares que defendieron la República o con Hugo Chávez, calificando de hipócritas a quienes desde la izquierda se escandalizan porque “un militar se comprometa con un partido de izquierdas”.

Sin entrar a comentar a estas alturas la calificación a Podemos como  “partido de izquierdas”, lo más relevante es su aceptación de todas las estructuras de poder del imperialismo euro-estadounidense, incluida por su puesto, la OTAN. Y como suele ocurrir entre los “arrepentidos”, redoblan los esfuerzos para ser aceptados en los círculos de poder, rindiendo la máxima pleitesía.

La decisión de Podemos, ante la que IU ha guardado silencio, de colocar como máximo dirigente de Madrid al ex-jefe militar de la OTAN  – tratando de que aunque sea camuflado tras Carmena pueda terminar siendo alcalde  – se sitúa exactamente en el mismo camino, aunque ahora a velocidades de vértigo, que transitó el PSOE desde el “OTAN, de entrada NO” a la colocación de   Javier Solana como secretario general de la OTAN, precisamente en la guerra contra Yugoslavia. Ese PSOE que Julio Anguita situaba “en la otra orilla” y que tan justificadamente denostó.

Conviene no olvidar, como le ocurrió a Allende, que el ejército en el capitalismo como máximo exponente de los aparatos del Estado, cumple la función prioritaria, no de defender al pueblo frente al enemigo exterior – cosa que ni los más ingenuos creen –  sino de asegurar contra el pueblo, el mantenimiento del orden – burgués  – establecido. Pero, además, en este Estado español, pretender

equiparar con Hugo Chávez o con los militares que defendieron con su vida la legitimidad de la República, a quien ha sido hasta 2011 Jefe del Estado Mayor de la Defensa, y por lo tanto máxima jerarquía de un ejército que atravesó la Transición sin depuración alguna. Es decir, de un ejército  que mantuvo en el escalafón a los mismos altos cargos que participaron activamente en el levantamiento militar contra el legítimo gobierno republicano, en la guerra contra el pueblo que ganaron con el apoyo de las potencias fascistas y, tras ella, en una de las operaciones de exterminio más feroces que ha conocido la historia contemporánea, es un insulto intolerable a nuestra historia.

Y es una infamia, también, porque hubo oficiales de la edad de Julio Rodríguez que desde la organización clandestina Unión Militar Democrática lucharon activamente contra la Dictadura y fueron excluidos parcialmente de la Ley de Amnistía[4] precisamente para impedir que pudieran incorporarse a sus puestos. Un ejemplo más que da fe de hasta qué punto las estructuras básicas del franquismo atravesaron, intactas, la Transición.

Pero lo  más inaceptable de la posición de Julio Anguita como aval de Julio Rodríguez y de Podemos es la alusión a su “brillante hoja de servicios” en un Ejército que la única mutación que ha sufrido desde la Dictadura ha sido la integración en la OTAN para convertirse en un apéndice de EE.UU. Y lo ha hecho pese a que una de las condiciones para el SI en el Referéndum de la OTAN[5] fue la no pertenencia de España a la estructura militar; condición que ha sido vulnerada tan repetida y flagrantemente  que ya casi nadie lo recuerda.

Porque lo que define la trayectoria militar de Julio Rodriguez es su fidelidad y lealtad a … EE.UU. Esa la curiosa forma de entender la defensa de la patria de PP y PSOE, y ahora también de Podemos y de Julio Anguita.

Wikileaks publicó un cable del 18 de julio de 2008 emitido por la sección de la CIA instalada en Madrid en la que se valoraba el reciente nombramiento de Julio Rodríguez por la entonces Ministra de Defensa Carme Chacón. Uno de los párrafos del documento, dado a conocer y traducido por el el blog del viejo topo[6] dice así:

 

«La Oficina [de EE.UU.] de Madrid de Cooperación para la Defensa ha trabajado ampliamente los dos últimos años con el Teniente General Rodríguez, cuando era Director de Planes y Programas del Cuartel General del Ejército del Aire. Todos los programas militares de ventas al extranjero fueron coordinados y dotados con personal de su oficina. Rodríguez es el Director Nacional de Armamento español en la OTAN. Ha colaborado estrechamente con el Representante de Estados Unidos OSD AT&L), el Sr. Young en varios programas de compras de la OTAN. El General Rodríguez ha visitado Estados Unidos, y se reunió en 2007 con el Vicesecretario de Defensa (Viceministro). Él es un pro-Estados Unidos, un firme  partidario de la actuación conjunta y un pensador estratégico. El Teniente General Rodríguez es bastante callado y habla de forma concisa. Fin del comentario.»

Este hombre de confianza de la CIA, considerado “uno de los nuestros” en este informe, fue quien diseñó la participación española en el ataque de la OTAN contra Libia. Se enviaron  cuatro aviones cazabombarderos F-18 y un avión Boeing 707 de reabastecimiento en vuelo,  la fragata Méndez Núñez, el submarino Tramontana y un avión de vigilancia marítima C-235. No se supo cuántas bombas cayeron y cuantas personas cayeron asesinadas. Se suele considerar de “mal gusto” informar sobre ello, sobre todo si se trata de bombardeos “humanitarios” en el marco de operaciones de “mantenimiento de la paz”. Lo que si se conoce es el desastre que ocasionaron, el magnicidio que propiciaron y la aniquilación de los proyectos de soberanía para África que Gadafi intentaba llevar a cabo.

Esa sangre derramada y esa barbarie sembrada, es responsabilidad en máximo grado del ex General y ex JEMAD que Julio Anguita intenta legitimar y que tiene las manos manchadas de sangre. Como eso es bien evidente, el inconsciente jugó una mala pasada la Coordinador General de IU cuando al presentarle recientemente en Córdoba dijo: «Candidato al Congreso de los Diputados por Podemos, Julio Rodríguez no consiguió el escándalo; perdón, no consiguió el escaño»[7].

29 de enero de 2018

 

[1]    http://www.laopiniondealmeria.com/2016/05/rosalia-martin-estalla-la-candidatura.html

[2]    Se retomaba así el epíteto con el que el pueblo conoce a Carlos Arias Navarro “carnicerito de Málaga” por los miles de asesinatos que por orden suya regaron esa tierra. http://www.publico.es/actualidad/300-del-carnicerito-malaga.html

[3] https://www.infolibre.es/noticias/politica/2016/05/13/anguita_defiende_jemad_podemos_quot_tambien_hay_militares_izquierdas_como_chavez_quot_49696_1012.html

[4]    Acerca de la UMD: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=234843

[5]    http://blogs.publico.es/dominiopublico/15898/el-psoe-y-el-referendum-de-la-otan-algunas-claves-de-la-extorsion/

[6]    http://blogdelviejotopo.blogspot.com.es/2016/05/julio-rodriguez-el-general-otanista-de.html

[7]    http://canarias-semanal.org/not/21879/julio-anguita-presenta-y-defiende-en-publico-al-carnicero-de-libia-video-/

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

3 comentarios

  1. lapislázuliLATINA

    Muestra patética de que los autodenominados comunistas del PCE no tenían ni idea de lo que querían decir cuando se autocalificaban como comunistas. El PCE para desgracia del COMUNISMO ha sido una organización sectaria que no ha sabido nunca tener una idea clara acerca de nada. Le sobrevino la guerra civil y la posguerra donde su militancia aguerrida supo escribir páginas de valor, coraje y entrega personal; pero nada de ello les sirvió para nada; pues, su dirigencia, así como su organización jugaban paridas con las cartas marcadas. Muchos «comunistas» españoles dieron su vida sin saber realmente para quién ni para qué lo hacían.

    Y la etapa de Julio ANGUITA en la secretaría general del PCE sólo sirvió para hacer de los textos juridicos como la Constitución francobourbónica de 1978 y la infumable Declaración «Universal» de los Derechos Humanos sus coartadas mitineras. Don Julio llegó a hacer de la prostitución jurídica española el santo sanctorum de sus reivindicaciones políticas. Creía el muy iluso que la Carta Magna era el soporte de derechos sociales, políticos y económicos. Cuando en realidad es su Acta de Defunción de cualquier juridicidad que pueda ir a favor de las clases populares españolas.

    Y con su apoyo al otro Julio, el carnicerito de Libia y brazo de la Organización del Terrorismo desde América del Norte (OTAN), confirma su deriva anticomunista y sectaria.

  2. Fernando Martínez

    Cuando uno tiene razón, tiene razón. Como decía Fidel, parece que cuando se dice una verdad el mundo se derrumbase.

  3. Julio Anguita es un cantamañanas un soberbio un estupido ……..pero la izquierdas de Cordoba lo conocemos muy bien simplemente es un seguidor de Jose Antonio primo de ribera es decir un falanjista

Comentar

A %d blogueros les gusta esto: