HAITÍ. Las movilizaciones detuvieron el aumento del precio del combustibe que fijó el FMI

Al menos tres muertos y decenas de heridos han causado las protestas callejeras que desde este viernes se producen en la capital de Haití, luego de que el Gobierno dispusiera un fuerte incremento en los precios de los combustibles a partir de hoy.

Las autoridades han confirmado, además, el incendio de varias estaciones de combustibles y otros bienes privados, mientras Puerto Príncipe se mantiene prácticamente paralizada debido al bloqueo de calles, la quema de neumáticos y enfrentamientos entre manifestantes y la Policía.

El primer ministro haitiano, Jacques Guy Lafontant, formuló hoy un llamado a la calma y rechazó la violencia callejera.

Horas después de su llamado, las autoridades confirmaron que varios hoteles fueron atacados en la exclusiva zona de Pentionville, en Puerto Príncipe, mientras que decenas de vehículos han sido incendiados y saqueados otros tantos supermercados.

El aeropuerto Toussaint Louverture, de la capital, anunció el cierre de sus operaciones, y se reportaron hechos de violencia en otros puntos del país.

El presidente de Haití, Jovenel Möise, por su parte, llamó el sábado por la noche a abandonar las calles de la capital, donde hubo protestas en contra del aumento del precio de los combustibles, detenido por el Ejecutivo el mismo día de su puesta en funcionamiento.

En un mensaje a la nación transmitido por la televisión estatal, Möise destacó que ya “corrigió lo que había que corregir”, en referencia al incremento acordado con el Fondo Monetario Internacional (FMI), que fue frenado ipso facto.

Al menos tres personas han muerto desde el inicio el viernes de las manifestaciones en Puerto Príncipe. Desde el sábado la gasolina tuvo una subida del 49 por ciento, el gasóleo (diesel) un 40 por ciento y el queroseno de más de un 50 por ciento.

“Tan pronto ustedes hablaron, yo escuché”, señaló en su discurso de unos veinte minutos, acompañado de su esposa. “Ahora regresen a sus hogares, la Policía y la Justicia van a tomar el control para limpiar las calles”, instó.

El primer ministro Jack Guy Lafontant había informado de la suspensión de la medida hasta nuevo aviso a través de su cuenta en Twitter. Añadió que “la violencia y la democracia son conceptos incompatibles”.

Sin embargo, la decisión no apaciguó las protestas en las calles, puesto que en zonas de la capital como Delmas, Lalue, Nazon, Champs-de-Mars, Canapé-vert y Carrefour, las barricadas ardían y se escuchaban detonaciones de armas automáticas.

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

Un comentario

  1. Me alegro por Haití, les deseo lo mejor … mientras tanto, los gili-progres, los terro-troskos y los social-memócratas nunca se acuerdan de países como Haití, siguen repitiendo como papagayos la voz de sus amos atacando a Ortega porque ha dicho (con toda la razón) que no va a adelantar las elecciones sólo porque una banda de delincuentes y traidores lo diga …

    I am glad for Haiti, I wish them the best … and meanwhile, the arse-progressive, the terro-troskyites and the social-dumbcrats keep on repeating like parrots what their masters say, attacking Ortega because he has said (and he is absolutely right) that he is not going to call early elections just because a gang of criminals and betrayers say so …

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*