El gobierno festeja la creación de empleo aunque el 94% de los contratos sea temporal

El mercado de trabajo se “cae” en diciembre, al moderarse la creación de empleo y el descenso del paro, y caer el número de contratos firmados, que siguen siendo claramente precarios: el 92% son temporales y un 34% a jornada parcial. El Gobierno, entre tanto, ha rechazado las propuestas sindicales de reforma de la contratación laboral, entre ellas la de penalizar los contratos temporales de corta duración aumentando su cotización. Se mantiene asimismo la feminización del paro, con un 57% de mujeres.

A pesar del triunfalismo del Gobierno, 2017 cierra con 3,4 millones de personas en paro registrado, 4,7 millones de personas inscritas como demandantes de empleo y las contrataciones y el empleo creado son de bajísima calidad. La crisis la paga la clase trabajadora: el PIB y los beneficios empresariales ya han superado sus niveles previos a la crisis y los dividendos repartidos están en máximos, no así la inversión, ni el empleo ni las rentas salariales, la recuperación está siendo muy desigual, a costa de las trabajadoras y trabajadores. De ahí la importancia de incrementar el SMI y de lograr un acuerdo de negociación colectiva que aumente los salarios y garantice su poder adquisitivo.

LA PRECARIEDAD ES LA NORMA EN LA CONTRATACIÓN: En diciembre el 92% de los contratos firmados eran temporales y un 34% a tiempo parcial, reflejo de la enorme precariedad del mercado de trabajo, agudizada tras la reforma de 2012. Solo 8 de cada 100 contratos firmados son indefinidos y casi la mitad a jornada parcial. La mitad (46%) de los contratos temporales que especifica su duración duran una semana o menos.

SE FRENA EL EMPLEO Y LA BAJADA DEL PARO: En diciembre de 2017 la afiliación a la Seguridad social sube en 42.444 personas (solo 9.607 al desestacionalizar) y el paro registrado cae en 61.500 (20.726 al desestacionalizar). La afiliación a la Seguridad Social modera su crecimiento al 3,4% interanual en diciembre.

LA PROTECCIÓN POR DESEMPLEO SIGUE EN MÍNIMOS: Los niveles de protección contra el desempleo han dejado de caer pero siguen en mínimos. Hay 1,57 millones de personas en paro pero sin prestación según el SEPE y apenas la mitad de la población en paro registrado cuenta con algún tipo de protección (la tasa de cobertura bruta es del 57,9%) que en la mayoría de los casos se limita a una prestación asistencial. El gasto medio por beneficiario, incluidas cotizaciones sociales, se sitúa en 797,8 euros mensuales.

La creación de empleo sigue concentrada en actividades de bajo valor añadido, impulsada por la hostelería, comercio, construcción y los servicios auxiliares, con un peso limitado de la industria, los servicios públicos y de los sectores de intensidad tecnológica media y alta.

 tercerainformacion/CC.OO
Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*