EE.UU. continúa con las provocaciones. Varios de sus bombarderos sobrevuelan la Península de Corea

Dos bombarderos y otros cuatro aviones militares estadounidenses sobrevolaron ayer la Península de Corea. Después de entrar en el espacio aéreo surcoreano, los bombarderos llevaron a cabo simulacros de uso de misiles aire-tierra en aguas frente a la costa oriental de Corea del Sur, y luego volaron al sur sobre las aguas entre ese país y China, donde repitieron el ejercicio.

A los yanquis se les unieron dos aviones de combate F-15K de Corea del Sur y dos aviones de combate F-15 de Japón.

La incursión la llevaron a cabo el martes por la noche, justo el día que Corea del Norte celebró el 72º aniversario de la fundación del Partido de los Trabajadores de Corea. Desde Pyongyang no se respondió a estos ejercicios militares.

Patrick Applegate, del Centro de Operaciones Aéreas estadounidenses 613, dijo que “volar y entrenar por la noche con nuestros aliados de una manera segura y efectiva es una importante capacidad compartida entre Estados Unidos, Japón y la República de Corea y mejora la destreza táctica de los aviadores de cada nación”.

Y añadió que “esta es una clara demostración de nuestra capacidad para realizar operaciones sin interrupciones con todos nuestros aliados en cualquier momento y en cualquier lugar”.

Precisamente, ayer mismo Trump mantuvo una reunión sobre opciones para responder a cualquier agresión de Corea del Norte o, si es necesario, para evitar que Pyongyang amenace a Estados Unidos y a sus aliados con armas nucleares.

La prepotencia del Gobierno de los Estados Unidos no tiene límites. Siendo el único país del mundo que ha utilizado la bomba atómica, aún se arroga el derecho de decidir quién puede tenerla y quién no.

 

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on RedditEmail this to someone

Un comentario

  1. Para llevar a cabo su trabajo sucio, la “América benefactora” siempre ha sabido utilizar la mano de obra local. Franco, Hitler y Mussolini (hasta 1939), Chiang Kai-Tshek, Somoza, Syngman Rhee, Ngo Dinh Diem, Salazar, Batista, Mobutu, Marcos, Trujillo, Pik Botha, Duvalier, Suharto, Papadopoulos, Castelo Branco, Videla, Pinochet, Stroessner, Reza Shah Pahlevi, Zia Ul Haq, Bin Laden, Uribe, el rey Salman, Netanyahu, los nazis ucranianos y los “terroristas moderados” en el Oriente Medio han proporcionado una colaboración valiosa. “América”, marca publicitada como líder indiscutible del maravilloso “mundo libre”, pretende encarnar la civilización cuando fulmina a poblaciones enteras con armas nucleares, con napalm o con misiles de crucero, o en su defecto, causa la muerte lenta mediante el agente naranja, el uranio enriquecido o el embargo de medicamentos. Y, desde luego, no le faltan lacayos para jurar que América realiza misiones inestimables para la humanidad, cuando parece evidente que la derrota de este imperio criminal sería una noticia excelente. (“¡Qué hermoso es el mundo libre!”, Bruno Guigue)

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*