De Podem no solo se va Fachín, (entrevista al ya ex-líder de Podemos en Catalunya)

Aparte de la también diputada Ángeles Martínez Castells (foto),  se van ocho miembros de la dirección, del Consejo Ciudadano Catalán de Podemos;

Laura Haba, secretaria de Municipalismo;

Alberto Quiñones, responsable de Comunicación;

Paulino Gracia, de Sanidad;

Susana Rodríguez, de Organización en Tarragona;

J. Vicente Pruñonosa, responsable de Educación;

Pablo Daglio, de Municipalismo; y

Mireia Palau, miembro del Consejo.


Naciodigital dialogó con Albano Dante Fachín tras su dimisión:

– Su ha sido, durante meses, la crónica de una dimisión anunciada. ¿Cómo se siente? 

– Por un lado, triste. Si trabajas en un proyecto es porque te lo crees. Yo soy de los que cuando al principio veía Pablo Iglesias a los medios de comunicación pensaba: “Por fin hay alguien que dice eso. Eso es lo que necesitamos!”. Y me implicar cuando tuve la oportunidad. Pero el proyecto ha evolucionado y la realidad en que vivimos también. Y ahora me doy cuenta que el proyecto tiene unos límites. Por otra parte, siento liberación. Cualquiera que participe de la política sabe que el partido no será siempre exactamente como él quiere, pero que es una herramienta. El problema es cuando llega a un punto que has aceptar cosas que no puedes aceptar. Es una pena muy grande, pero con la división me libero de la constante tirantez.

– Está decepcionado con el proyecto que en su día el ilusionó?

– Sigo pensando que Podemos ha cambiado el panorama político. La apuesta por la plurinacionalidad ha sido de una valentía histórica. Intento ponerme en la piel del otro. Yo hago política en Cataluña, pero soy consciente de que estaba en una organización que se mueve en España con unas presiones enormes, una cultura política diferente y un marco demoscópico diferen. Ahora bien, Podemos ha evolucionado. Ha pasado de hablar del candado del 78 a los consensos del 78, que es justamente la evolución que ha hecho la izquierda que veníamos a romper. A mí lo que me preocupa, más allá de mí mismo y del partido, es que esto que ahora ha pasado a Podemos quizás es la confirmación de un problema mucho más profundo, la casi imposible síntesis entre Cataluña y España. Podemos lo ha intentado más que ningún otro partido en 40 años,

– Y decepcionado personalmente con Pablo Iglesias? Él dijo de usted que estaba decepcionado por no querer confluir en abril pasado con los “comunes”. 

– Intento analizarlo desde la perspectiva política, más allá de mi rifirrafe con Pablo Iglesias.

Albano Dante hecho, durante la entrevista con Nació Digital. Foto: Adrià Costa

– Sí, pero él la ha puesto en la siguiente tesitura: o marchaba usted por propia voluntad o lo hacía fuera él. 

– Con Pablo he tenido siempre una relación de partido y, aunque sea duro, es más fácil hacer esta abstracción e intentar entenderlo políticamente. Con Xavier Domènech no me pasa lo mismo, porque lo conozco de muchas otras cosas y es diferente. Con Pablo Iglesias la sensación de decepción personal que pueda tener es secundaria. En el caso de Domènech me pregunto: de verdad que para construir lo que queríamos cuando estábamos en Proceso Constituyente debía hacerse así ?.

– En su último día como secretario general de Podemos Cataluña ha hablado con Pablo Iglesias? 

– No.

– Y en los últimos días?

– Tampoco. La última vez fue antes de que estuvieran convocadas las elecciones del 21 de diciembre. De hecho, yo mismo le dije que más pronto que tarde habría elecciones y le comenté que era el momento de sentarse y ver cuáles eran las opciones que teníamos partiendo de la base de que Xavier Domènech no me respondía ni las llamadas ni los mensajes . Él ha dicho que no ha recibido ninguna, pero yo tengo aquí la lista de todos los días que lo he llamado y los mensajes que no me ha respondido.

“Tengo una lista de todos los días que he llamado a Xavier Domènech y no la ha cogido y los mensajes que no me ha respondido”

– ¿A qué atribuye esta supuesta falta de respuesta? 

– Me parece que en la batalla que planté en abril durante el proceso de confluencia me convirtió en la bestia negra que ponía problemas. Fui palabra crítico y duro con el papel de ICV. Muchas veces en política no ayuda a que seas muy contundente, y yo, por ejemplo, salía en rueda de prensa a plantear quién pagaría los 14 millones de euros que Iniciativa diez. Pero es que creo que lo tenía que hacer. Quizás me ha tocado hacer este papel, pero estoy orgulloso y lo volvería a hacer. Ahora bien, esto me ha convertido en un obstáculo. La gente de ICV a estas alturas me debe odiar más a mí que a Mariano Rajoy. Viendo que Domènech no me respondía, pensé que tal vez era porque a nivel interno le suponía un conflicto el hecho de que se acercara a mí.

El ex líder de Podemos Cataluña admite que dejó de ser un interlocutor válido para los “comunes” Foto: Adrià Costa

– Planteó a Iglesias otro interlocutor? 

– No ofrecí nadie, pero le dije a Pablo que si se mantenía la idea por la que queríamos luchar pero que el problema era mi persona, yo estaba dispuesto a que fuera alguien quien hiciera de interlocutor. Después, la siguiente cosa que supe, por Telegram, era que Iglesias convocaba la consulta a nuestra militancia.

– Entiendo, sin embargo, que no considera que fuera un error la decisión de no confluir el pasado mes de abril. 

– No fue un error. Lo que se esperaba en abril era esta rendición que ahora se ha impuesto. Viendo cómo ha acabado todo, veo que no estaba equivocado. Por el contrario, confirma que en abril se tenía que hacer lo que hice.

“No fue un error no confluir con los” comunes “. Lo que se esperaba en abril era esta rendición que ahora se ha impuesto”

– Haciendo un ejercicio de autocrítica … Se ha equivocado en una algo?

– Todos nos equivocamos. Pero como cuestión genérica, cuando hay un desencuentro como éste siempre puede haber faltado diálogo y comprender que algunas cosas son evitables. Quizás cosas como denunciar la deuda de 14 millones de ICV no era necesario en ese momento y ya se hubiera buscado como solucionarlo más adelante. Pero claro, da tanto miedo que al final estos temas importantes se arrastren y no se resuelvan … Nos encontramos como el diálogo entre Cataluña y España: todo el mundo sabe que hay. Yo lo que no quería es que repitiera un Cataluña Sí se Puede. Quizás a nivel personal debería haber insistido más o tener artes pragmáticas, necesarias para conseguir cosas difíciles. Nuet, por ejemplo, tiene una capacidad: seguramente los mismos problemas que podía causar a la confluencia en abril les puede causar ahora, pero tiene la capacidad de conseguir que nunca dejes de tomar un café con él. Yo, al menos, no he dejado de hacer. Siempre pienso: cómo hace?

– Alguien de Cataluña en Común le ha escrito para decirle que lamentaba la situación? 

– Algunos sí que me han escrito. Pocos.

Hechos asegura que algunos “comunes” se han dirigido a él para lamentar la situación Foto: Adrià Costa

– Y de Podemos? 

– Me han escrito sobre todo algunos secretarios generales autonómicos preocupados porque ven que les puede pasar lo mismo que a Podemos Cataluña si en algún momento tienen tensiones internas por un tema en concreto. A mí me cayeron palos para comparar lo que ha hecho Iglesias con Podemos Cataluña con el 155 que ha aplicado Rajoy. Pero es que hay secretarios generales que me están diciendo que temen que si me han hecho esto a mí les pueden hacer a ellos en cualquier momento. Del mismo modo que decimos que el 155 le pueden aplicar a otras comunidades autónomas. Hay secretarios generales abriendo los ojos. Gente que incluso está en desacuerdo con lo que hemos hecho aquí políticamente, pero que a nivel organizativo entienden que con este precedente pueden cortar la cabeza de un día para otro.

“Lo que yo no he hecho nunca es saltarse me aunque comportarme como el César”

– Antes de la asamblea fundacional de Cataluña en Común dirigentes de su partido le acusaron de haber hecho una purga en la dirección. Me refiero al caso de Marc Bertomeu, Jéssica Albiach o Joan Giner. 

– Los cambios en la dirección que afectaron estos dirigentes siempre han puesto a consideración de un órgano democrático con las atribuciones correspondientes. En el caso de Albiach y Bertomeu y Albiach, por ejemplo, Giner votó a favor. Lo mismo ocurrió con él, que la mayoría votaron a favor de los cambios. Seguro que se podría haber hecho de otra forma y que algo puedo haber hecho que no haya gustado a nadie, pero lo que yo no he hecho nunca es saltarse me aunque comportarme como el César.

– Pablo Iglesias se ha comportado “como el César”?

– Hombre, esta gente que me escribe ve que le pueden cortar la cabeza de un momento a otro. No sé si es inevitable o no, pero hay una realidad, que es la verticalización incontestable de Podemos. El partido tiene un gran problema y en este momento me pregunto si es inherente o no a cualquier formación.

No repetir los mismos errores de CSQEP era, dice hecho, una prioridad para él Foto: Adrià Costa

– ¿Cómo definiría la experiencia de estos dos años como diputado de Cataluña Sí se Puede? 

– De todo se aprende. Que en abril no quisiera confluir con los “comunes” tenía mucho que ver CSQEP. Nos ha enseñado como con herramientas así nunca podrás estar a la altura de los anhelos de la sociedad. Sobre todo por una cuestión organizativa.

– Y la experiencia de trabajar con Joan Coscubiela? 

– Es el modelo de político a superar.

– Usted ha insistido en que no es independentista y es evidente que las diferencias con Iglesias parten de su decisión de no confluir con los “comunes”. Iglesias ha aprovechado el contexto político para justificar su cese?

– Es que yo alucino. Pablo Iglesias se queja de que queramos dialogar con los independentistas cuando él se reunió hace pocos meses con Oriol Junqueras en un domicilio de un tercero. Y yo no lo vi mal si eran conversaciones discretas para intercambiar posicionamientos. Nuestro discurso de raíz sigue siendo que no como independentistas y hemos compartido con Podemos estatal que hay que dar voz a la ciudadanía y diálogo. Pero a medida que la tensión en Cataluña iba creciendo y generaba incomodidad a la organización, hemos visto cosas que han cambiado.

“Pablo Iglesias se queja de que queramos dialogar con los independentistas cuando él se reunió hace pocos meses con Oriol Junqueras en un domicilio de un tercero”

– ¿Cómo qué? 

– Por ejemplo, Iglesias dijo aquello de que él, si fuera catalán, no votaría el referéndum del 1-O. Pues nosotros fuimos y pusimos el cuello. Podemos dijo también que ni DUI ni 155, pero a nosotros eso nos chirriaba. No estábamos de acuerdo ni con una cosa ni con la otra, pero el problema es mucho más profundo. Aquí hay una estructura de poder que no es igual y, por tanto, no se está analizando el marco completo. Yo, que no me he pasado cinco años yendo a manifestaciones independentistas y que me ha molestado el uso que se ha hecho del proceso, voy por el Ensanche y siento una cacerolada y me caen las lágrimas. Porque sé que hay una gente con una impotencia muy grande detrás.

Albano Dante hecha deja claro que quiere seguir haciendo política Foto: Adrià Costa

– Fue un error la declaración de independencia del 27 de octubre? 

– Lo que fue un error grave, y la CUP de eso se quejó, es haber hecho creer que hacer una declaración de independencia era coser y cantar. Nosotros lo hemos denunciado. Eso sí, por otra parte, quizá sí que ha servido para ver los límites de todo este discurso mientras el referéndum sí ha generado un temblor estructural. No sé si ha agrietado el bunker del 78, pero además del 15-M pocos movimientos como este ha habido en Europa.

– Quiere seguir haciendo política? 

– Es un espacio donde, además de decir cosas que crees que necesitan te da la oportunidad de organizarte.

– O sea que sí. Está hablando con otros partidos?

– Nos quedan pocas horas. En estos momentos, estoy haciendo un curso acelerado de ley electoral y es muy complicado. Si conseguimos gente diversa poder llegar a acuerdos para dar respuesta a esta situación de represión, a mí me gustaría. Lo tenemos que hacer. Hemos hablado con ERC, la CUP y Proceso Constituyente, pero nos está matando mucho el tema legal y jurídico.

“Hemos hablado con ERC, la CUP y Proceso Constituyente, pero nos está matando mucho el tema legal y jurídico”

– ¿Qué pretende exactamente? 

– Tener una herramienta jurídica que nos permita hacer la acción político que Pablo Iglesias nos ha impedido hacer estableciendo relación con otras organizaciones. Podemos es de Pablo Iglesias y nos ha impuesto la división entre independentistas y no independentistas. Y eso que tras la ronda de conversaciones quizás hubiéramos acabado pactando con los “comunes”!

– Esto significa que habrá una escisión en Podemos Cataluña porque parte de la dirección irá a esta nueva herramienta jurídica? 

– Hay gente que me ha dicho que sí. Veremos qué pasa en las próximas horas.

Hechos admite contradicciones a la hora de pactar, por ejemplo, con partidos como ERC Foto: Adrià Costa

– pactará con ERC o con la CUP? 

– Estamos hablando con todos.

– Le genera contradicciones? En los últimos años usted ha criticado, por ejemplo, algunas políticas económicas de ERC.

– Contradicciones? Todas. También cuando yo acepté ir a CSQEP estaba ICV y yo había denunciado el caso del Hospital Moisès Broggi, donde ICV estaba hasta el cuello. Era una contradicción? Bueno, era el momento. Con ERC también he estado crítico. Tanto cuando estaba al tripartito como Juntos por Sí. Pero ahora parece ser que ERC no tiene mucho intención de continuar formando equipo con el PDECat. Pues tal vez esto es un cambio. Insisto: contradicciones todas, pero yo cuando veo policía pegando gente y presos políticos … Porque, poca broma, esta gente llega la hora de dormir y está en una celda. Y no olvidemos que durante el franquismo Pujol estaba con el PSUC.

– Junqueras, en un artículo en Nació Digital , se ha acordado de usted desde la prisión.

– Supongo que les hace gracia alguien que no es independentista pero que no puede soportar una lectura que hace desde cierta izquierda. Con Junqueras tampoco hemos tratado excesivamente durante estos dos años. Más bien, hacia el final. Lo vi dos días antes de que entrara en prisión. Puede haber gente que por cálculos electorales me quieran fichar, pero no participaré de una lista de forma personal porque creo en el proyecto colectivo de una parte de la sociedad y de nuestra organización que quiere sumar.

“Salga lo que salga, no podemos reconocer esta consulta. Es inaceptable”

– ¿En qué momento decide que ya no podía seguir siendo secretario general de Podemos Cataluña? 

– El domingo 29 de octubre, cuando vi la consulta que imponía Pablo Iglesias, mi primer impulso fue plegar. Pero no podía dejar colgada gente del partido. Hasta hace cuatro días he estado diciendo tanto a Xavier Domènech como Iglesias que traiéssim la consulta trampa y habláramos. Es una trampa porque acaba pocas horas antes de que se puedan registrar coaliciones. Salga lo que salga, se hará lo que diga Iglesias. Hemos pedido incluso que queríamos ver y auditar como se estaba haciendo este proceso de consulta y nos han dicho que no. Por lo tanto, salga lo que salga, no podemos reconocer esta consulta. Es inaceptable.

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on RedditEmail this to someone