Así opinaba el alumno de su maestro; con la monarquía presente sigue vivo el franquismo (+ vídeos)

Independientemente de si Franco acaba o no exhumado, todos los partidos políticos que sostienen a la Monarquía propician que Franco siga respirando, están contribuyendo de manera consciente e indecente a que el franquismo continúe vivo en la “democracia española”. Porque mantener y defender a un Rey formado y designado por el golpista y sangriento Caudillo para que todo quedara “atado y bien atado” (Felipe VI es la continuación natural de la impostura), no es otra cosa que mantener vivo el franquismo.

El 22 de julio de 1969, Franco se dirigió a las Cortes para designar a su sucesor con la clara intención de que, según sus propias palabras, todo quedara “atado y bien atado para el futuro” después de su muerte:

“Estimo llegado el momento de proponer como persona llamada en su día a sucederme, a título de Rey, al Príncipe don Juan Carlos de Borbón y Borbón, quien, tras haber recibido la adecuada formación para su alta misión y formar parte de los Ejércitos, ha dado pruebas fehacientes de su acendrado patriotismo y de su total identificación con los Principios del Movimiento Nacional y las Leyes Fundamentales del Reino”.

Para llegar a tal grado de sumisión, el rey Juan Carlos I fue educado desde niño bajo un solo principio: obediencia al superior militar —posteriormente él llegó a lo más alto— y al juramento de fidelidad a las Leyes Fundamentales del Reino. Para eso, Franco lo sometió a la tutela y vigilancia del almirante Luis Carrero Blanco desde la Presidencia del Gobierno.

Un día después, durante la aceptación oficial, Juan Carlos de Borbón fue proclamado Príncipe de España y, tras el debido juramento, expresó a las Cortes:

“Plenamente consciente de la responsabilidad que asumo, acabo de jurar, como sucesor a título de Rey, lealtad a su Excelencia el Jefe del Estado y fidelidad a los principios del Movimiento Nacional y Leyes Fundamentales del Reino. Quiero expresar, en primer lugar, que recibo de su Excelencia el Jefe del Estado y Generalísimo Franco la legitimidad política surgida el 18 de julio de 1936, en medio de tantos sacrificios, de tantos sufrimientos, tristes pero necesarios para que nuestra Patria encauzase de nuevo su destino. El haber encontrado el camino auténtico y el marcar la clara dirección de nuestro porvenir son la obra del hombre excepcional que España ha tenido la inmensa fortuna de que haya sido y siga siendo por muchos años el rector de nuestra política […] Mi pulso no temblará para hacer cuanto fuera preciso en defensa de los principios y leyes que acabo de jurar”.

Los vídeos que adjuntamos a continuación ilustran muy bien lo que decimos en esta nota:

 

 

 

 

Lee y Comparte. Ayuda a que la contrainformación llegue a más personas.Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Reddit
Reddit
Email this to someone
email

Un comentario

  1. LIBERTAD, VERDAD, DEMOCRACIA.

    Sí, EL TERRORISTA Y GENOCIDA DE ESTADO FRANCO fue todo un “maestro” de este auténtico bobo-listo: rey de régimen bananero con impunidad total que, cuando le hicieron abdicar para que siguiera (de momento) LA REPARTIJA de los “demócratas” del Régimen, se procuró seguir siendo absolutamente impune (algo que hubiera sido de todas maneras, dada la “justicia” de CORTIJO-BANAÑA Y LA REPARTIJA).

    Por cierto, ¿Alfonso XIII tuvo algo que ver con la preparación, instigación, financiación, etc. del GOLPE FASCISTA Y POSTERIOR GUERRA CIVIL Y GENOCIDIO ESPAÑOLES?, ¿está esto mínimamente estudiado?

    En fin, de risa, etc., etc., etc.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*